Infoweek

Mar, 23 julio, 2024
Mar, 23 julio, 2024
Insignia Marketing

A pesar del avance de la digitalización, 65% de los pagos aún se hace en efectivo

Santiago, Chile. 2 febrero, 2024. Según el estudio «El lado humano de la transición a Cashless”, a pesar del acelerado uso de la tecnología en Chile y América Latina, cuando se trata de formas de pago el uso de efectivo supera significativamente a las transacciones con tarjeta.

La investigación promovida por «Más Efectivo sin Efectivo«, realizada por la empresa Iupana, reveló los complejos procesos humanos, conductuales y actitudinales asociados a la transición a una economía digital o cashless, y que son cinco los factores principales que impactan el uso de efectivo vs tarjeta: acceso, seguridad, alfabetización, privacidad y conveniencia.

Tory Jackson, director de desarrollo de negocios y estrategia en América Latina de Galileo Financial Technologies, empresa experta en soluciones tecnológicas para pagos, comentó que uno de los aspectos más valiosos del estudio se centra en la identificación de los segmentos actitudinales que rigen la adopción de los pagos digitales o Cashless, ya que permite a la empresa y sus clientes ser más estratégicos en sus desarrollos.

¿Cómo se explica que aunque la adopción de pagos digitales y con tarjeta continúa creciendo aceleradamente, el efectivo siga dominando en América Latina? El estudio señala como factores de peso la actitud, identificando a los “Aferrados”, que tienen fuerte preferencia por el efectivo, resistentes al cambio hacia lo digital, ya sea por hábito o preocupaciones de seguridad; a los “Dispuestos”, que representan a quienes están abiertos a probar pagos digitales porque reconocen la conveniencia del Cashless, auque aún no lo integran completamente en sus vidas aún; y a los “Transaccionales”, usuarios en proceso activo de cambio de efectivo a digital, pero que siguen privilegiando el uso de efectivo.

También están los “Evolucionados”, que prefieren decididamente las transacciones sin efectivo como su principal modo de transacción aunque son minoría; y los “Progresistas”, pioneros en adoptar y promover las últimas innovaciones en pagos digitales y comprometidos con los beneficios del Cashless, aún pocos en relación a los adeptos al efectivo.

El estudio consideró la opinión de personas de diversos sectores económicos y líderes de empresas de productos de consumo, retail, microfinanzas, remesas y mayoreo, entre otros, quienes destacaron la manera en que los pagos sin efectivo pueden impactar no solo las conductas de consumidores, sino a las empresas, gobiernos y cadenas de valor. “Los impactos del Cashless son enormes en términos de eficiencia, trazabilidad, seguridad y ahorros”, según Tory Jackson.

Según José Luis Trigueros, gerente de desarrollo de negocios en América Latina de Galileo Financial Technologies, aunque América Latina continúa siendo uno de los hubs más innovadores para startups y soluciones Cashless, el entorno financiero, comercial, regulatorio, migratorio y de seguridad en cada país de la región es complejo y dinámico, afirma el directivo.

Para la iniciativa de “Más Efectivo sin Efectivo”, la finalidad no es la extinción del dinero en efectivo, sino la comprensión de que la relación con el dinero existe en un espectro influenciado por múltiples factores. La conclusión clave es la importancia de impulsar el Cashless respetando la coexistencia con el efectivo, y asegurando que los medios de pago sean inclusivos, accesibles y receptivos a las diversas realidades de las personas y empresas de América Latina.

Insignia Marketing

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *